Espero que logréis admirar la obra de este genio como lo hago yo, este es un pobre resumen de la grandeza de su obra y su vida


.

El sacrificio de Noe


EL SACRIFICIO DE NOE





El Sacrificio de Noé es la séptima pintura que Miguel Ángel realizó en la bóveda de la Capilla Sixtina. Hace refencia al pasaje del Génesis cap. 8, versículo 20.
Esta obra es poco conocida. Su formato es pequeño. Muestra el sacrificio que Noé realizó después de el Diluvio Universal. Noé viste una túnica roja detrás de una roca que sirve de fogón, donde se realizá el Sacrificio. Hay fuego sobre este fogón y Noé levanta la mano señalando al Cielo, símbolo de agradecimiento a Dios. Un anciana la cual posiblemente es su esposa, se vuelve hacia él para decirle algo. Una mujer a la derecha de Noé mete una rama al fuego y evita mirar al carnero que está siendo sacrificado delante de ella.




Un hombre a la derecha de la obra trae algo de leña y troncos para agrandar la llama de la fogata. A sus pies, un hombre desnudo acaba de matar un carnero y le entrega las vísceras a uno de los hombres para que las queme. Otro hombre desnudo, se arrodilla para avivar la llama que hay dentro del fogón.
A la izquierda del cuadro hay, en primer término, otro muchacho que trae el siguiente carnero a sacrificar. El animal aparenta una tremenda sensación de resistencia; es muy notable el esfuerzo que hace el joven tirando de él. Detrás de él hay algunas vacas y caballos precediendo la escena. Una de las vacas sonríe al espectador con cierta coquetería, imagen sarcástica que pintó Miguel Ángel.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada